Un día en el Castillo de Chenonceau

Visitamos durante una mañana Chenonceau, uno de los castillos del Loira más impresionantes por el conjunto que conforman el edificio, su reflejo en el lago y el parque que lo rodea.


Conocido como el "Castillo de las Damas", la construcción de Chenonceau data de 1513 y es, junto a Chambord y Amboise, uno de los más conocidos del Valle del Loira. Si Chambord impresiona por el propio castillo, incluyendo su interior (y no sólo por la famosa escalera de Leonardo da Vinci) y Amboise por su ubicación encaramado en una colina, el punto fuerte de Chenonceau es el reflejo del castillo en el lago sobre el que se asienta parte de su construcción. Todo ello, rodeado de unos preciosos jardines llenos de flores.

Qué ver en Chenonceau
  • El Castillo: no es muy grande y se ve relativamente rápido, a pesar de lo difícil que resulta recorrer algunas estancias por la afluencia masiva de gente. La exposición del interior está muy bien montada, en especial la zona de las cocinas. Y en las plantas superiores se pueden contemplar, además, pinturas de Murillo, Tintoreto, Rubens... Y tapices de Flandes del siglo XVI.
  • Jardines: junto al castillo se encuentra el Jardín de Catalina, que merece mucho la pena recorrer tanto por el jardín en sí como por las vistas del conjunto monumental. Un poco más retirados se encuentran el Jardín de Diana, el laberinto, el Jardín Verde, el huerto de las flores y la granja del siglo XVI.
  • El reflejo del castillo en el lago desde todos los ángulos posibles.
Todo esto puede visitarse fácilmente en un día completo e incluso en medio día. De hecho, para lo más destacado vale con un par de horas. Así que si el castillo de Chenonceau pilla de paso en tu ruta, no lo dudes, merece la pena. Nosotros habíamos llegado hasta la puerta de entrada en dos ocasiones y hasta la tercera no fue la vencida. La primera íbamos tan justos de dinero que al ser al final de nuestra ruta en coche por Europa tuvimos que dejarlo. Y la segunda llovía a mares, que por poder, se puede, pero dado que lo mejor son las vistas del conjunto, en especial el reflejo en el lago, nuestro consejo es que intentéis ir un día soleado.
castillo de Chenonceau
Castillo de Chenonceau

Datos prácticos
  • Cómo llegar: el castillo de Chenonceau se encuentra a las afueras del pueblo de nombre casi idéntico, Chenonceaux, a poco más de 30 kilómetros al este de Tours. Desde Tours, que es el punto de partida habitual para conocer los castillos del Loira, hay que coger la carretera D140.
  • Dónde comer: yendo desde la entrada hasta el castillo, un poco antes de llegar, se encuentra el restaurante de la Orangerie y un autoservicio. Aquí también hay baños y posibilidad de calentar comida de fuera. Antes de entrar al recinto, junto a las taquillas, hay un puesto de bocadillos, perritos... Y una zona inmensa con mesas y bancos para picnic.
  • Castillos recomendados en la zona: Chambord, Amboise y Clos Lucé.
  • Más información: web oficial del castillo de Chenonceau.

No hay comentarios:

Publicar un comentario